Cómo Eliminar la Humedad por Condensación

La humedad por condensación es la menos conocida de las humedades, pero aunque no tenga tanta prensa, no por ello deja de ser de las más fastidiosas.

Cada invierno millones de personas sufren  por los problemas de humedad en casa que tienen su raíz en la dificultad de las paredes para secarse. La humedad se traslada a los muebles, a la estructura de la casa, los vidrios se empañan, el moho se fija a los muros e irremediablemente se termina afectando tu salud.

¿Eres una de las tantas víctimas que se han acostumbrado a los problemas de humedad?

¿Te gustaría saber cómo solucionar problemas de condensación en tu vivienda? Porque de verdad ES POSIBLE.

Desde mi conocimiento de arquitecto, y por haber convivido gran parte de mi vida con problemas de humedad en casa, condensación en ventanas, manchas de humedad  y moho en paredes y techos, quisiera aportarte una visión distinta que te ayude a superar las consecuencias de la humedad por condensación.

Por eso, aquí va un resumen, que en palabras simples, te ayudará:

• A dejar de verla

• A dejar de “olerla”

• Y a dejar de sufrirla

Veamos en principio:

Qué es la humedad por condensación y cuáles son sus orígenes

Sin entrar en complejidades técnicas que te aburran, sólo tienes que saber que:

La CONDENSACIÓN es un fenómeno que consiste en el paso del agua, de su estado de vapor, al estado líquido, acumulándose sobre superficies frías.

Si bien es un fenómeno que depende en gran medida del clima y de la humedad relativa del ambiente, es también una realidad que somos NOSOTROS MISMOS los grandes responsables en esto de aportar vapor de agua a los interiores.

SI, CULPABLES

¿Cómo es posible?

Generamos vapor de agua simplemente VIVIENDO. Al cocinar, al bañarnos, al usar calefactores de llama expuesta… y hasta al hablar.

Por qué se produce la humedad por condensación

ES MUY SIMPLE.

El vapor que generamos se transmite al aire hasta llegar al punto de saturarlo. Cuando el aire ya no puede contener más vapor de agua, ésta termina depositándose sobre las superficies más frías del ambiente, produciendo condensación en techos y muros que dan al exterior, que por lo general suelen ser los más fríos.

Qué es el Punto de Rocío y Cómo Influye en los Problemas de Condensación de Tu Casa

Como dijimos, los muros y techos de tu casa son las superficies más frías del ambiente, y son las que más sufren los efectos de la humedad por condensación.

En estas superficies (sobre todo en invierno) se da lo que se conoce como punto de rocío, es decir, la temperatura a la cual el agua pasa de su estado de vapor (en el aire), a su estado líquido.

¿Es lo mismo “condensación” que “transpiración”?

Algunos confunden condensación con transpiración, pero en realidad no tienen NADA que ver una con la otra.

La transpiración está asociada con algo que tenga poros (como nuestra piel). Erróneamente, por ejemplo, se suele decir que en verano, un vaso de bebida fría “transpira”. Y yo pregunto, ¿qué poros puede tener un vaso de vidrio?

En realidad la “transpiración” es humedad de condensación, que está en el aire y humedece la superficie fría del vaso.

Con el mismo razonamiento, el aire de un ambiente interno cargado de humedad, se deposita sobre las superficies frías del local (como en la superficie del vaso), generando problemas de condensación en paredes y techos.

Así de sencillo es el fenómeno que en invierno nos llena de problemas de humedad en casa y que termina complicándonos la vida.

Los problemas de humedad por condensación se agravan durante el invierno, sobre todo, debido a un mal aislamiento térmico de la casa, a la entrada de aire frío y húmedo, y a la falta de ventilación de los ambientes.

Síntomas de la humedad por condensación

Como te contaba, una vez que la humedad por condensación se hace presente, los interiores se van deteriorando y se genera la aparición de:

Manchas negras de moho en paredes y cielorrasos 

Deterioro de muebles

Condensación en ventanas; vaho en lo vidrios

Condensación en techos que terminan por generar goteras

Olor a humedad persistente en los ambientes 

No es de extrañar que quienes conviven con problemas de humedad en casa terminen sufriendo  problemas de salud como alergias, problemas respiratorios, pulmonares, reumáticos, asma, bronquitis, dolores de cabeza (un asco de panorama!!), todo lo cual, a la larga termina afectando nuestra calidad de vida.

Te darás cuenta a esta altura que las consecuencias de los problemas de humedad por condensación ya no son sólo estéticas.

Las viviendas de hoy en día parecen pensadas para estar herméticamente selladas; para que el aire no circule, que no haya una buena ventilación natural, y para que en definitiva la humedad se termine condensado sobre cualquier superficie fría, como paredes, techos, pisos y ventanas.

Soluciones al Problema de Condensación en Ventanas

El vidrio es un material que por su espesor y conductividad es un MAL aislante térmico. Por eso los cristales de las ventanas sólo consiguen aislar la casa de los vientos, ya que su temperatura superficial es prácticamente igual a la del exterior.

Obviamente te darás cuenta que no es casualidad que las ventanas sufran problemas de condensación, si tenemos en cuenta que en invierno se transforman en la superficie más fría del ambiente.

Para atenuar las deficiencias del vidrio para aislar las ventanas del frío, por suerte, las nuevas tecnologías (otra vez en un sentido positivo) han dado lugar al uso frecuente del doble acristalamiento o doble vidriado hermético (DVH), como un recurso casi insustituible para aislar térmicamente las aberturas.

El doble vidriado hermético (DVH) es un sistema que consiste en la utilización de dos o mas vidrios paralelos separados por cámaras de aire selladas, que mejoran notablemente la aislación térmica, impidiendo los clásicos problemas de vaho en cristales, chorreaduras, y luego, naturalmente, manchas d moho en paredes.

Para complementar su efecto y reducir la condensación en ventanas, el mercado ofrece aberturas de aluminio y PVC con RPT (ruptura de puente térmico) que garantizan que éstas no se enfríen, y por tanto que la humedad no se condense ni siquiera en el material de la abertura propiamente dicha.

Qué es la condensación intersticial y cómo nos afecta

¿Oíste hablar de la condensación intersticial?

Los problemas no suelen ser sólo de condensación en paredes, techos y pisos. La humedad también suele afectar a la parte interna de los mismos.

El agravante de estos problemas de condensación es que las consecuencias suelen manifestarse luego de mucho tiempo (años inclusive), aflorando como una mancha de humedad, pero luego de haber deteriorado seriamente la estructura de la casa.

El exceso de humedad ambiental llega a afectar los hierros, maderas, y vigas de la estructura; lo mismo que a las tuberías y a los conductos eléctricos de la casa, después de haber ingresado por grietas, superficies porosas y otras zonas débiles o con deficiente aislamiento térmico e hidráulico.

Este tipo de humedad por condensación también suele afectar terrazas y azoteas de losa, generando aparición de grietas en la superficie (por donde luego entrará el agua de lluvia), y por consiguiente, el círculo interminable de humedad de filtraciones que nunca acaban.

Aunque parezca un contrasentido también el exceso de humedad ambiente puede atravesar cielorrasos, llegando a las losas de hormigón (que NO SON IMPERMEABLES!!), y que terminan siendo víctimas de la humedad por condensación interna o condensación intersticial.

Las pinturas antihumedad y su efecto sobre la condensación

Lo primero que se nos ocurre ante un problema de humedad es dar con una solución efectiva, y por sobre todo económica. Dentro de estas alternativas las pinturas antihumedad son las que figuran primero en la lista.

Convengamos que para solucionar los problemas de condensación no existe una receta única e infalible, porque los orígenes suelen ser distintos. Suponer que la pintura antihumedad puede llegar a ser la excepción a la regla sería una equivocación.

Respecto a estas pinturas, como recurso de solución para la humedad por condensación me gustaría adelantarte mi opinión: NO ME CONVENCEN.

Las pinturas antihumedad suelen originar mas problemas que los que pretenden solucionar.

Supongamos que tienes problemas de hongos en paredes interiores o goteras en el cielorraso; nada fuera de lo habitual en una casa conproblemas de humedad.

En estos casos las pinturas antihumedad actúan como una pintura plástica o como un esmalte, sellando los poros de las paredes interiores, lo que en principio parece una ventaja: los muros dejan de absorber humedad. Pero…

Como nada es tan bueno como lo que nos cuentan, lo que en realidad ocurre es que estamos impermeabilizando una superficie que debería absorber parte de la humedad para luego devolverla al ambiente. Como consecuencia, las humedades de condensación en viviendas, al final de cuentas, no desaparecen porque no atacamos el problema que les dio origen.

Otra de las soluciones para problemas de condensación de agua, dentro de lo que vengo comentándote, es el uso de pinturas antihumedad “transpirables”, que permiten que los muros internos conserven cierta capacidad de “respirar”. Son útiles… hasta que dejan de serlo.

Mientras las causas que producen humedad por condensación no desaparezcan, los muros seguirán absorbiendo agua y a la larga todos los problemas que mencionamos seguirán apareciendo.

Para quejas ya tuvimos bastante. Veamos entonces algunas ideas superadoras.

Cómo evitar la humedad por condensación en una vivienda | Soluciones caseras

La humedad puede afectar el interior de la casa por distintas razones: pérdidas en tuberías (cañerías) averiadas; filtraciones en techos, o problemas de humedad por capilaridad en capas aisladoras.

Pero como los principales responsables de generar aporte de agua a los ambientes interiores somos NOSOTROS MISMOS, yo comenzaría preguntándome algo más útil, y que seguro nos ayudará a solucionar los problemas de condensación desde sus raíces.

Consejos Sencillos para Eliminar las Humedades por Condensación en TU Casa

¿Qué hacer para producir menos vapor de agua y reducir problemas de humedad? Aquí van algunos consejos:

Tomar duchas más cortas: su eficacia para reducir los problemas de condensación en paredes y cielorrasos

Una de los principales aportes de vapor de agua que hacemos a nuestras viviendas, es el que producimos al bañarnos.

No vamos a enfrascarnos en una discusión sin sentido sobre cuánto debería durar una ducha, ya que esto no pretende ser un manual de usos y buenas costumbres.

Una simple cuestión de sentido común diría que si tenemos condensación en ventanas, revestimientos y problemas de humedad por condensación en los cielorrasos de nuestra casa, tratemos de ser conscientes y que nuestros baños demoren… sólo lo que sea necesario.

humedad por condensación

Las duchas largas aportan enormes cantidades de vapor de agua

Ya habrá momento de hacer de la ducha una ceremonia de relax. Pero eso será cuando los problemas de humedad por condensación ya no existan.

Si una sesión de baño, (en especial en invierno), produce mucho vapor; imaginemos entonces todo lo que se generará luego de que toda la familia lo haya hecho.

Si precisas razones para entusiasmarte a reducir la humedad de condensación, aquí va una:

Una ducha corta, a una temperatura agradable, será mucho más ecológica: gastarás menos gas y economizarás agua.

Primer llamado de conciencia.

Cómo ventilar el baño para quitar humedades por condensación

Mientras que tomar un baño siga siendo una tarea necesaria, tratemos de hacerlo de una manera inteligente.

Primera recomendación: ventilar el Baño. Es verdad, parece muy obvio, pero lo obvio no siempre es lo más corriente.

Por si hiciera falta, hagamos la aclaración: ventilar un Baño NO SIGNIFICA dejar la puerta abierta de par en par inmediatamente de que terminemos de hacerlo.

humedad por condensación

Ventilar adecuadamente el Baño ayudará a no diseminar el vapor de agua por toda la casa

Lo único que logramos de esta manera es dispersar el daño que hacemos hacia el resto del interior de la casa, trasladando los problemas de humedad por condensación al resto de las paredes.

Ventilar significa abrir LA VENTANA que lo comunica con el exterior, y si esta no existe, colocar un EXTRACTOR DE AIRE que lo haga, artificialmente, pero al menos logre eliminar la humedad del ambiente.

Es sólo una cuestión de costumbres que sin tanto esfuerzo podremos corregir.

Como la humedad por condensación que producimos no es exclusiva del Baño, el uso del extractor de aire es efectivo y necesario también en la Cocina, fuente secundaria de otra parte del vapor de agua que aportamos a los ambientes.

Cubrir los recipientes al cocinar para reducir la humedad en el resto de la casa

Y hablando de Cocinas; también es obvio pero tengo que decirlo.

humedad por condensación

Tapar los recipientes al cocinar

Si estás cocinando en ollas o cacerolas destapadas, no sólo estarás multiplicando los problemas de humedad por condensación en toda la casa, sino que, por añadidura estarás gastando mucha más energía para calentar los recipientes.

Si además de querer solucionar la humedad en tu casa precisabas otras razones de peso (y ahorro), ésta también te resultará útil. No hace falta explicar mucho mas.

Cerrar las puertas para evitar agravar los problemas de humedad

Ya lo recomendamos. El concepto no es complicado:

Ventilar un ambiente en el que producimos humedad, no significa abrir las puertas que lo comunican con el resto de la casa.

Como es de sospechar, me refiero a los Baños y Cocinas.

Y como de los Baños ya hemos hablado, la recomendación, simple y llana sería:

Si pretendemos eliminar los problemas de humedad por condensación: Abrir ventanas al exterior o encender el extractor de aire mientras estás cocinando.

No sólo estarás evitando disipar sin sentido el vapor del agua de cocción, sino también los olores, que seguramente se quedarán a vivir en los rincones, para recordarte, cruelmente el menú del día anterior.

Secar la humedad por condensación sobre los revestimientos del Baño

Es posible que esté haciendo muchos méritos para terminar pareciendo un fanático; pero la recomendación tiene mucha lógica.

Si terminas de tomar un baño, es de suponer que el revestimiento termine con humedad condensada y chorreando agua.

El único camino posible que tiene esa humedad por condensación para desaparecer es evaporarse, más tarde, y pasar al resto de los ambientes de la casa, llenando de moho las paredes.

Pregunto yo, sin querer despertar asombros: ¿sería ilógico disponer de un trapo (paño) para secar la superficie de los mismos? De esa forma logramos sacar el grueso de la humedad que se ha condensado sobre los revestimientos, para luego orearlo FUERA de la casa.

Es una pregunta, solamente.

NO SECAR ropa en interiores!!: Una buena forma de evitar la humedad por condensación

Sé que más de un ama de casa estará sonriendo, por eso vale la aclaración: “dentro de lo posible”.

Sé que uno recurre a estas emergencias cuando el clima no nos acompaña y la ropa húmeda se sigue acumulando.

Pero también es cierto que, aunque haya días en que el tiempo no lo permita, en muchos casos la práctica termina haciéndose costumbre aunque el clima mejore.

humedad por condensación

Secar la ropa en interiores: una costumbre que agrava los problemas de humedad por condensación

Habrá que tomar conciencia que el agua que pierden las prendas se transfiere a los ambientes, saturando de humedad el aire interior y generando luego humedad por condensación sobre paredes, pisos y techos, de allí que la ecuación nunca terminará cerrando.

Tan importante como con la ropa, será aplicar el mismo criterio con las toallas del Baño que acaban de terminar de usarse. Es verdad, suena a receta de revista, pero es tan simple y poco tenida en cuenta que vale la pena intentar ponerla en práctica para evitar los problemas de humedad en casa.

¿Magia? Lamentablemente no puedo dar recetas infalibles.

Sólo por una cuestión de sentido común (no figurará en ningún libro), y sólo para casos extremos, recomendaría disponer de un calefactor, por ejemplo, en un Lavadero, donde pudieran concentrarse tendidas, las prendas que pretendemos secar.

Será importante que ese ambiente cuente con una ventana para ventilar la humedad generada durante el proceso de secado.

Den por seguro que de esa manera podremos estar tranquilos de estar contribuyendo a solucionar los problemas por condensación en TODA la vivienda.

Usar más el secarropas; una sana costumbre para reducir los problemas de humedad en casa

No soy el más indicado para enseñarle a un ama de casa cómo lavar la ropa. Es más, soy de los que ni siquiera saben encender una lavadora.

A pesar de ello, más que nada por sentido común, me animaría a recomendar el uso más intensivo de la secadora, sobre todo si se piensa secarla al interior.

cómo combatir humedad por condensación

De pura lógica, nada más, podríamos decir que: agua que queda en la secadora, es agua que no pasa al ambiente, y por tanto no generará problemas de humedad por condensación.

Y de a poco se va secando la casa.

Qué hacer con la ropa húmeda que llega de afuera: Reduciendo la condensación en casa

Y ya que hablamos de no secar ropa al interior, no es descabellado utilizar el mismo criterio con la que llega desde fuera.

Día lluvioso o muy húmedo; llegamos a casa y lo primero que hacemos es sacarnos el abrigo para dejarlo colgado de un perchero o en el respaldo de una silla… obviamente al interior.

“¿Y dónde dejarlo entonces?”

Bueno, como ya lo dije, mago no soy. En este momento sólo soy un “abogado del diablo” puesto a marcar malos hábitos.

Puede ser en aquel Lavadero del que hablaba antes; un balcón o una galería, claro está, siempre que esto sea posible.

Pequeñas acciones como esta contribuirán a eliminar los problemas de humedad por condensación tan propios de esta temporada de ropa secándose al interior.

Eliminar la humedad por condensación en un cuarto cerrado: ¿abrir o cerrar las ventanas?

Pregunta existencial.

Si estamos hablando de ventilar un ambiente para evitar la humedad por condensación y lograr que se seque, digamos que no sería lo más conveniente hacerlo en pleno día de humedad.

Pero hay que reconocer que aunque el día sea húmedo, hay un lapso de tiempo en el que la humedad relativa suele ser más baja, digamos, entre el mediodía y las 4hs de la tarde.

Ventilar los ambientes dentro de esos horarios, aunque sea un corto lapso de tiempo, es saludable y necesario tanto para nuestra salud como también para evitar que se acumule humedad en la casa.

No hace falta ser un técnico para darnos cuenta cuándo un interior necesita ser ventilado para evitar los clásicos problemas de humedad por condensación. Por eso sólo te recomendaría no ventilar con plena humedad y aprovechar a hacerlo todo lo necesario cuando el clima te lo permita.

No habrá más fórmulas mágicas.

Eliminar humedad por condensación en armarios

Si pensamos en un armario como en un “mini ambiente”, valdrá aplicar las mismas recomendaciones que para el resto de la casa.

Seamos honestos: la ropa de uso cotidiano que llega de la calle, nunca se ventila antes de guardarse.

La acumulación de prendas “no del todo secas”, crearán en los armarios un micro clima de humedad por condensación fácilmente identificable por las manchas de moho y hongos y los malos olores que pueden percibirse al abrirlos.

humedad por condensación

Efectos nocivos de un armario con humedad

Agreguemos a esta circunstancia otra realidad poco feliz.

Es común que los placares de los Dormitorios estén ubicados sobre la pared divisoria entre éstos y el Baño.

¿Quién no ha visto los deterioros que la humedad produce en un muro con pérdidas de cañerías?

Obviamente que en estos casos la única forma de quitar la humedad de pared es solucionar la pérdida de la tubería dañada. De otra forma el problema de humedad seguirá presente.

Si sólo es humedad por condensación por acumulación de prendas mal ventiladas, la historia será otra.

Imaginemos entonces todo lo que puede potenciarse el problema de humedad cuando el aire queda confinado dentro de un espacio cerrado. Sobre todo cuando termina descubriéndose al ser demasiado tarde y ya haya llenado de moho la ropa y el fondo de los muebles.

La recomendación: ventilar armarios, con las ventanas del Dormitorio (también abiertas), cuando el clima exterior así lo permita. Es la mejor forma de reducir la humedad relativa ambiente y evitar la condensación dentro de la casa.

Como alternativa o “terapia de mantenimiento”: colocar dentro de los armarios bolsitas o recipientes con material absorbente de la humedad por condensación.

El mercado suele ofrecer un buen surtido de productos para absorber la humedad ambiente como para poder elegir con variedad, que deberás ir renovando cada tanto.

Si prefieres una opción “2E” (ecológica y económica) para eliminar la humedad por condensación en armarios, puedes preparar las tuyas con otros materiales domésticos que tienen similar poder de absorción, como la sal gruesa; carbón vegetal; tizas (gis) o arroz.

Ventilación cruzada: una de las mejores formas de eliminar la humedad por condensación

La ventilación cruzada es uno de los conceptos más básicos y más efectivos de la lógica arquitectónica para ventilar los interiores.

Si pretendemos que el aire de un ambiente que tiene una sola abertura se renueve rápidamente,… mejor esperemos sentados.

No habrá corriente de aire fluida cuando éste deba entrar y salir por el mismo lugar.

humedad por condensación

Ventilación cruzada: un concepto sencillo para mejorar la renovación del aire interior

En tal sentido, tener aberturas en planos opuestos, aunque no sea en el mismo local, contribuirá a generar una corriente continua que renovará rápidamente el aire viciado del ambiente. Esto será la base fundamental que permitirá desalojar la humedad interior, que a la larga logrará evitar la humedad por condensación.

Es verdad; no siempre será posible tener doble aventanamiento en el mismo local.

Pero quizás se pueda reemplazar la segunda abertura, por una puerta o una ventana de otro ambiente ubicado en un punto opuesto de la casa. Te sorprenderá comprobar lo rápido que se ventilarán.

Disponer de unos minutos al día para abrir las aberturas de la casa, (más aún si la ventilación es cruzada) es una tarea sencilla y posible para transformar en costumbre, que te ayudará a renovar rápidamente el aire viciado de los interiores y así reducir los efectos indeseados de la condensación.

El uso de deshumidificadores para evitar la condensación dentro de la casa

Los deshumidificadores son aparatos portátiles, que se consiguen en el mercado para uso doméstico, que nos permiten extraer humedad del ambiente de una forma asombrosa.

humedad por condensación

Bajar la humedad relativa mediante el uso del deshumidificador

Aunque no los he podido probar, muchos felices propietarios me han dado testimonio del gran servicio que prestan, para solucionar los problemas por condensación, absorbiendo el excedente de vapor de agua del interior de la casa.

En temporadas húmedas, con sólo programar la humedad relativa del ambiente deseada, permiten secar en pocas horas la ropa lavada y tendida en interiores.

Un recurso extra para bajar la humedad en casa

Si el mercado (o tu economía), no te permiten acceder a un deshumidificador portátil, va este sencillo recurso para salir del paso con similar efectividad al intentar reducir la condensación interna.

Los equipos de aire acondicionado comunes (los que seguro están en tu casa), usualmente tienen entre sus funciones la del “deshumidificador”. Algunos lo sabrán y otros se estarán enterando.

Utilizados en ese modo podrás favorecer no sólo el secado de ropa tendida sino también los problemas de humedad por condensación en los pisos que se terminan de lavar.

Amas de casa agradecidas.

¿Pendientes de las duchas?: una ayuda poco imaginada para reducir la humedad interior

Resulta obvio imaginar que el agua que cae en el receptáculo o ducha donde nos bañamos, fluya hacia el desagüe.

Pero lo obvio no siempre es lo habitual.

humedad por condensación

Conservar una buena pendiente en duchas también reduce la condensación

Olvidemos casos extremos en los que el agua corre exactamente hacia el lado opuesto. Nos sorprendería comprobar lo comunes que pueden resultar estos casos.

Con la mano en el corazón:

¿Cuántas veces te ha tocado bañarte en una ducha para terminar secando el piso con un secador y un trapo?

Seguramente más veces de lo que imagino. (ver “DUCHAS O BAÑERAS”)

Aunque sea un poco retorcido suponerlo, el charco de agua que queda en un piso luego de ducharse, si no se seca a mano, terminará formando parte del vapor de agua que luego invadirá tu casa y terminará generando problemas de humedad por condensación en paredes y cielorrasos.

Es poco probable que esta circunstancia tenga mucha responsabilidad en los problemas de humedad de tu casa, pero yo no la descartaría.

Si es TU problema, se puede recolocar un piso de cerámicas sobre el existente (usando pegamentos especiales), para mejorar la pendiente de escurrimiento hacia el desagüe.

Moraleja simple: seamos generosos a la hora de darle pendiente a los pisos del lugar en el que nos bañamos.

Plantas de interiores y su efecto para aumentar la humedad relativa ambiente

Recordemos que estamos hablando de no contribuir a generar vapor de agua en exceso en nuestra casa. Digo esto para entender el contexto en el cual me animo a recomendar este tipo de cosas para reducir la condensación en la casa.

Veamos: las plantas de interior son muy beneficiosas en muchos aspectos pero también aportan humedad por condensación a los ambientes.

Obvio será decirlo, pero en un contexto de unas pocas macetas contribuyendo a la decoración general, no estaremos en presencia de un problema.

Distinto será el panorama de una casa con problemas de hongos y paredes con condensaciones, para la cual tengamos que recomendar acciones individuales que ayuden a reducir los inconvenientes.

Sólo en esos casos sugeriría como poco feliz la posibilidad de querer transformar una sala de estar en un “vergel” en el que haya que abrirse paso a fuerza de machetes.

humedad por condensación

Tener cuidado a la hora del uso exagerado de plantas de interior

Volviendo a la realidad; sólo para tener en cuenta el dato a la hora de decorar tu casa:

Estoy firmemente a favor de la ecología, pero en estas ocasiones, cuidado de no exagerar con el verde si lo que pretendemos es evitar problemas por condensación en paredes, manchas de moho y condensación en ventanas.

Muebles cerca de paredes: microclima para el moho y los problemas de condensación

Un ambiente con mucha humedad tiene “zonas muertas”, donde el aire se estanca; no circula, y no se renueva. Un caso típico y fácil de observar es el de los rincones y en especial los ángulos de los techos.

Las corrientes de aire tienden a barrer los espacios en forma circular, sin llegar a renovar el aire de los ángulos rectos que forman los rincones de los ambientes.

Allí es común ver exagerarse las colonias de hongos y moho que se resisten a desaparecer aunque te empeñes en ventilar a menudo. (ver “Cómo Quitar el Moho de las Paredes”)

Lo mismo ocurre con los espacios entre el mobiliario y los muros.

humedad por condensación

Espacio entre muebles y muros: microclima para hongos y moho

Cuando menor es esta distancia, tanto menor será la circulación de aire y mayor la acumulación de humedad por condensación que luego terminará alimentando la proliferación de la colonia de moho y hongos.

En este microclima perverso, las paredes se humedecen y se deterioran tan rápidamente como el material del mobiliario. Fácil de verlo (y olerlo) con sólo retirar el mueble.

Aunque la distancia en cuestión no sea la razón del problema (para mas datos leer hacia arriba), si te es posible, trata de alejar el mobiliario de los muros para disminuir la condensación, y que ambos no se deterioren tanto.

Y obviamente, intenta solucionar el problema de raíz, para que recomendaciones como éstas pierdan importancia.

Pintura para cielorrasos: como evitar la condensación y el goteo

La condensación no perdona superficies. Pisos, paredes, mobiliario, y como no podía ser de otra forma, también cielorrasos.

Si los problemas de humedad por condensación no son exagerados, en general no son superficies que planteen problemas mayores, salvo, claro está, el de la tendencia a formar colonias de hongos.

Cuando están hechos en materiales no tradicionales o están terminados con pinturas impermeables inadecuadas, los inconvenientes suelen pasar a ser mayores.

Es así que no es de extrañarse verlos gotear cuando la saturación de humedad llega a niveles extremos.

Un cielorraso de material tradicional (yeso o revoques), terminado con una pintura especial para esas superficies (pedir como “pintura para cielorrasos”), tiene la capacidad de regular la humedad ambiente sin producir problemas de humedad por condensación.

Al tener los poros abiertos le permite absorber el exceso de vapor de agua del aire para luego devolverlo, cuando el ambiente pueda ventilarse.

Materiales como el PVC, el aluminio o la terminación con pinturas impermeables inadecuadas, sellan los poros del cielorraso, cortando su capacidad de absorción. La saturación de humedad no tiene otro camino que generar problemas de condensación y luego goteo.

Como nadie en su sano juicio puede aceptar verse expuesto a una circunstancia como esta, habrá que ir pensando en terapias para remediar estos efectos.

Si tu cielorraso está hecho con materiales poco absorbentes de la humedad, será hora de ir evaluando:

• Cambiarlos por otros más tradicionales, y más absorbentes. Solución costosa, dicho sea de paso.

• Tomar el toro por las astas, y atacar las causas reales que están favoreciendo la saturación de humedad en el aire. Para ello deberás volver sobre lo que hasta ahora te he contado y aplicar la terapia correcta.

Si tu cielorraso está hecho con materiales tradicionales, pero aún así la humedad se condensa, puede que esté pintado con las pinturas equivocadas.

Una buena pintura para cielorraso tiene una terminación “entizada”, y hasta es posible que parezca salirse al pasarle la mano. Pero justamente esta característica es la que le permitirá absorber el exceso de agua en el ambiente sin generar problemas de humedad por condensación.

Hay pinturas al látex que se ofrecen por sus propiedades “antihongo”, pero que suelen terminar teniendo acabados esmaltados (brillosos) sin ninguna capacidad de absorción de humedad, que ante usos intensos sólo generarán humedad por goteo.

Si bien es complicado, es posible repintar, haciendo una buena preparación de la base (buen lijado) para favorecer una correcta adherencia y una larga duración, que permita evitar los clásicos problemas de humedad por condensación en cielorrasos.

Calefactores sin salida exterior. Grandes responsables de la humedad por condensación

Dentro de los sistemas de calefacción alimentados por gas, los calefactores sin salida al exterior, generan grandes cantidades de vapor de agua que producen humedad por condensación en vidrios, paredes y cielorrasos.

Aunque no lo notemos; aunque nos resistamos a creerlo, esto es una realidad.

Sin pretender aburrirte con mucha información te doy algunas razones para entender el fenómeno.

¿Cuáles son las desventajas de los calefactores sin salida?

Los calefactores con llama expuesta que no ventilan al exterior, emiten dióxido de carbono al ambiente que calientan. En su combinación con el oxígeno del aire, éste se transforma en vapor de agua, que terminará por generar humedad por condensación en toda la vivienda, aún en locales alejados.

Un ambiente con aire húmedo es fácilmente identificable. El calor se percibe como más agobiante y no resulta placentero.

Los vidrios viven empañados (vaho) y la sensación de sofoco es similar a la que se siente en un ambiente cerrado cuando hay mucha gente.

Hasta aquí el problema.

¿Cuál es la mejor calefacción para evitar problemas de condensación?

Cualquier otro sistema de calefacción que no implique una llama expuesta.

Calefactores de tiro balanceado (con salida al exterior); radiadores de agua caliente; sistemas de calefacción central; losa radiante; etc., son una alternativa muy buena para evitar los problemas por condensación del hogar.

He visto muchas casas solucionar sus problemas de condensación y de hongos en paredes reemplazando los calefactores sin salida por otros de tiro balanceado.

Los beneficios son ciertos y comprobables. Por eso te animo a intentarlo.

El Aislamiento Térmico como Solución Definitiva para la Humedad por Condensación

Más allá de las soluciones caseras que hasta aquí te he contado, la solución definitiva a los problemas de humedades de condensación sólo será posible en la medida que nuestras casas cuenten con un adecuado aislamiento térmico que EVITE QUE SE ENFRÍEN.

Alguna vez tendremos que asumir que construir casas con techos sin aislación térmica y con muros delgados NO ES UNA FORMA DE ABARATAR COSTOS. Sólo será una manera de postergarlos, para luego gastar grandes cantidades de dinero para solucionar problemas de humedades de condensación, culpa de aquellas malas decisiones.

Hay dos formas de dar una solución definitiva a la humedad por condensación de una casa. Ambas tendrán que ver con darle un buen aislamiento térmico.

Una, será hacerlo AL CONSTRUIRLA, y otra UNA VEZ QUE APAREZCAN LOS PROBLEMAS.

Te invito a que leas aquí las formas de lograr aislar tu casa adecuadamente (sin gastar energía!!) y olvidarte de estos problemas para siembre.

 Conclusiones sobre las formas de eliminar la humedad por condensación

Como siempre digo, la lucha contra los problemas de humedad no reconoce una única solución… y tampoco existe la magia.

Prefiero pensar que pensar eliminar la humedad, y en este caso la humedad por condensación, SÓLO SERÁ EFECTIVO, en la medida que vayamos al origen del problema; cambiemos hábitos; y pongamos en práctica medidas REALES para combatirla.

No siempre precisan ser caras o difíciles de llevar a cabo, y la prueba está en todo lo que hasta aquí te he contado.

Como las causas que producen humedad son varias, es probable que debas atacar los tuyos desde distintas prácticas.

Por eso, si te interesa saber más acerca de otos problemas de humedad que pueden estar afectando tu casa te invito a visitar en este blog:

3 Soluciones para Quitar la Humedad de las Paredes

Cómo Solucionar Filtraciones en Techos de Chapa (una técnica simple y efectiva)

Dos Soluciones para el Problema de Humedad en Techos

Cómo Eliminar la Humedad en los Pisos

Cómo Prevenir la Humedad en Techos 

Cómo Prevenir la Humedad en Paredes

Cómo Eliminar Malos Olores de un Baño

Si encontraste de utilidad este artículo, te invito a compartirlo en tus redes sociales y darle un “me gusta” a mi página de Facebook donde podrás ver todo el contenido del Blog.

Quizás a alguien más pueda ayudarle; es gratis y estás a un click de hacerlo.

Si te interesa asesorarte sobre cómo resolver otras cuestiones acerca de tu casa, y esto nos lleve un poco más de tiempo, puedes contactarme en

marceloseiaarquitectura@gmail.com

y seguramente encontraremos otras formas de ayudarte.

 

14 Comentarios

  1. jessica
    • MS
  2. Manuel
    • MS
  3. Ricardo910
    • MS
  4. Myrna
    • MS
  5. Juan
    • MS
  6. Jorge Jara
    • MS

Dejar un Comentario