10 Consejos Prácticos antes de Empezar a Construir una Casa (parte 2)

Si llegaste hasta aquí es que de verdad precisas algunos consejos para construir una casa, y te preocupa hacer de esa experiencia una historia que merezca ser contada.

Y está bien que así sea. A quién le gusta sufrir.

Aquí va el resto de los consejos para ayudarte en este camino.

Decálogo para un propietario menos sufriente

 

Piensa en la casa que te gusta

Aunque sea por un rato trata de hacer a un lado lo que dicten las modas.

Las publicaciones de arquitectura suelen poner en primer plano tendencias o modelos de arquitectura que pueden no ser los que mejor representen tu forma de ver las cosas.

Las modas suelen ser el resultado de una búsqueda de nuevas formas de expresar los espacios, pero esto no siempre es un paso adelante.

Algunas no se sostienen sobre la base de una lógica que las haga razonables y pronto desaparecen. El riesgo latente es dejarse llevar por ellas sin cuestionarse si nos sirven.

Lo mismo ocurre con las opiniones ajenas; sobre todo aquellas que no haz pedido.

Veinte mil opiniones distintas sobre cómo deberíamos vivir seguramente no te ayudarán a facilitar tus decisiones.

10 consejos prácticos antes de empezar a construir

El mejor “consejo para construir una casa” es que no escuches tantas opiniones sobre cómo deberías vivirla

Estás por encargar el proyecto de tu casa. Entonces no sería descabellado pensar en ser fieles con los gustos de quienes van a habitarla.

Esto no quiere decir que debas imponer tus ideas. No estamos hablando de lucha de intereses.

Tu arquitecto podrá guiarte y mostrarte distintos caminos para resolver tus necesidades, y dentro de esas alternativas, encontrar la que mejor se adapta a tu realidad; a tu forma de vivir…, y ni más ni menos que a tu presupuesto.

Pensar en nuestros gustos = proyecto más amigable

Cómo cotizar los trabajos

No hay una ley, ni siquiera un consenso general que nos indique qué tipo de documentación sería conveniente entregar al pedir presupuesto a un constructor.

Una simplificación de razonamiento nos puede llevar a pensar que “con un dibujito cualquiera” y un par de explicaciones será suficiente.

¡¡¡¡¡Erroooooor!!!!!!

Este no será el mejor consejo para construir una casa que puedan darte.

La complejidad de una obra no puede ser explicada con un dibujo incompleto y una charla amigable.

Eso es poco menos que haberse comprado todos los números en un sorteo en donde el premio es un problema del tamaño de la futura vivienda.

La realidad es que la información básica de un proyecto debería estar explicada, ante todo, en planos, claros y entendibles, y en escalas adecuadas.

Además de este contenido gráfico, el pedido de presupuesto debería acompañarse con:

 

Listado de tareas a presupuestar:

Una explicación detallada, rubro por rubro, con las características de los trabajos a ejecutar, destinada a despejar cualquier duda inicial (o posterior) sobre la modalidad y alcance de los dichos trabajos.

Cómputo métrico:

Los mismos rubros descriptos anteriormente, ahora sí, medidos en sus cantidades y presupuestados individualmente.

Estos elementos en manos de distintos contratistas serán mas que suficientes para entender de forma clara en qué consiste la obra a presupuestar.

Al estar todo escrito se acaban las discusiones sobre lo que estaba o no incluido en la cotización. Al tiempo de iniciada la obra nadie puede dar fe de lo pactado en palabras.

Seguir esta práctica te ayudará a minimizar las discusiones económicas, mejorando de por si las relaciones entre las partes involucradas.

Si quieres mas información sobre este tema puedes ver (“Cómo pedir un presupuesto para iniciar una obra”).

Cotizar con mucha información = obra con menos problemas

Avisar a los vecinos

Si hablamos de uno de los mejores consejos para construir una casa, no hay dudas que éste tendrá que ver con la forma en que deberás manejar tus relaciones. Así de contundente.

Si estás por comenzar la obra construyendo sobre una medianera, tómate todo el tiempo necesario para conversar con tu vecino.

Es muy importante que esté al tanto de lo que se va a hacer. No es bueno que se entere después del primer martillazo sobre el muro.

Es necesario que sepa que no es tu intención causarle problemas y que entienda el concepto de que quien va a construir no es su enemigo.

Como digo siempre: diálogo, para desactivar malos entendidos.

consejos para construir

Comunicarnos con nuestros vecinos antes de empezar a construir te ahorrará muchos problemas

A pesar que hay toda una normativa legal que encuadra los derechos y obligaciones sobre las medianeras, siempre será más conveniente conversar, antes que esperar los tiempos de las controversias legales.

La mejor de las relaciones entre vecinos suelen hacer agua cuando las cosas se dan por supuestas. (ver “Consejos para construir con menos problemas “parte 2”)

Informar a tu vecino = mejores relaciones a futuro

Verificar los límites de tu terreno

¿Cómo saber hasta dónde llega mi terreno?

Si estás por comenzar a construir y crees saber cuáles son los límites reales de tu lote, tómate un tiempo para ponerlo en duda.

Sólo bastan unos pocos centímetros para iniciar una guerra con tu futuro vecino.

Tienes que tener en cuenta que tu seguridad puede ser la misma que la de tu lindero, y allí se iniciará una discusión basada sólo en creencias.

No será la primera vez que un terreno sin construir esté mal dividido por alambres y postes mal plantados, que a fuerza del paso del tiempo se dan por ciertos.

Tampoco será una rareza que tu vecino haya invadido con su construcción parte de tu lote, por error o mala información.

Si no quieres iniciar una guerra de la que luego no sepas cómo salir, lo ideal es que te asegures de consultar un agrimensor.

Verificar las medidas del terreno antes de comenzar la obra es uno de los mejores consejos para construir una casa

En muchos municipios, junto a los planos de construcción, es una obligación presentar un certificado de verificación de los límites del terreno, extendido por un profesional.

Más allá de la burocracia de agregar otro papel a la tramitación, es la única forma segura y legal de prevenir problemas con tu vecino.

Límites claros = buena vecindad

 

Armarse de paciencia

Me animo a afirmar que será el más importante de los consejos.

Quiero ser absolutamente honesto:

• Las obras siempre duran más de lo que uno quisiera (ver: “Mi obra está atrasada; qué puedo hacer?”)

• El trabajo perfecto es una utopía (especialmente en este gremio)

• Las relaciones humanas son complicadas

Obviamente que estas realidades harán que aquellas energías con las que arrancaste la obra no sean las mismas con el transcurrir de la misma.

Seguramente te verás tentado a “mandar a todo el mundo a su casa”, antes de tiempo.

De verdad, a todos nos ha pasado y es absolutamente normal.

Pero la buena noticia es que pesar de este panorama, nadie se muere por haber construido.

Es más, conozco infinidad de “reincidentes”, a los cuales he oído decir “esta es mi última obra”. Y nadie los obligó a su reincidencia.

Tienes que tener en cuenta que las cosas son como uno las toma.

paciencia al construir

Paciencia y buena predisposición serán el mejor consejo para construir sin problemas

Por eso, disfrutar de la experiencia de construir tu propia casa siempre será una decisión que depende de ti.

Tendrás un plan, la guía de alguien que ya ha transitado ese camino y toda tu buena energía puesta en apuntalar el sueño.

Sólo resta confiar y ponerse en marcha. Suerte y buena energía!

Paciencia y buena onda = experiencia feliz

Dejar un Comentario